Cultivamos de manera exclusiva la manzana RedGold Pirineus Catalans, una variedad más dulce y crujiente

En la comarca de la Noguera, en medio de la Serra del Montsec, entre bosques de encinas y pinos se encuentra la Finca Família Català, unos terrenos donde cultivamos diferentes variedades de manzanas Pirineus Catalans. Concretamente, tenemos 132 hectáreas dedicadas al cultivo de cuatro variedades de manzana Pirineus Catalans: la Golden, de color amarillo o dorado como su nombre indica, la Gala, de color rojo brillante, la Fuji, rojo jaspeada con amarillo, y la RedGold, una variedad exclusiva que solo podrás encontrar en las tiendas Ametller Origen.

El secreto de nuestras manzanas

Los terrenos donde cultivamos los manzanos se encuentran a 500 metros de altitud lo que hace que haya un contraste térmico entre el día, con temperaturas más altas, y la noche, con temperaturas más bajas, que hace que las manzanas tengan una coloración y una dulzura más elevadas. Asimismo, durante la época de floración de los árboles los aclaramos, es decir, les sacamos algunas flores (que más adelante serían manzanas) para que quede la cantidad perfecta de frutos que el árbol puede soportar. Y es que siempre priorizamos la calidad de nuestros productos frescos, antes de la cantidad. A la hora de cosechar las manzanas lo hacemos manualmente y las encajamos para enviarlas directamente a tienda.

¿Quieres saber cuáles son los beneficios de comer manzana? ¡Te los explicamos!

¿Qué tiene de especial la RedGold?

La manzana RedGold es una variedad exclusiva de Ametller Origen, una manzana que solo cultivamos nosotros en las tierras de La Finca Família Català y vendemos en nuestros establecimientos. Esta variedad se diferencia del resto por su sabor, es más dulce, y por ser más crujiente. Para conseguir este sabor tan dulce, dejamos durante algo más de tiempo las manzanas al árbol, de este modo cogen un color rojo lustroso y conseguimos que madure como es debido.

Ahora que ya sabes cuál es el secreto de nuestras manzanas Pirineus Catalans, ¡disfrútalas! ¡Encuéntralas en tu tienda habitual y en la tienda online!


¿Cómo freír correctamente las croquetas?

Estamos seguros de que nadie puede resistirse a una croqueta o más bien ¡a más de una! Y es que no existe comida que guste tanto a pequeños como mayores, como las croquetas. Crujientes, fundentes y deliciosas son perfectas para cualquier momento. ¿Cuáles son tus favoritas? ¿De pollo, de jamón, de espinacas, de carn d’olla, de bacalao, de setas, de gambas? En el siguiente post te contamos cuál es la forma correcta de freírlas correctamente para que puedas disfrutar de esta delicia.

Trucos para conseguir las croquetas perfectas

A continuación te proponemos 4 formas diferentes de cocinas unas suculentas croquetas en casa:

  • Freídora: Caliente el aceite a 180 grados y déjalas entre 2 y 3 minutos. Posteriormente, absórbelas con papel de cocina.
  • Air fryer: Precalienta el air fryer a 200 grados. Unta con un poco de aceite las croquetas para conseguir un buen color. Cocínalas entre 7 y 10 minutos.
  • Horno: Precaliente el horno a 200 grados. Colócalas en un papel especial para horno para evitar que se peguen. Cocínalas durante 7 minutos y después dales la vuelta y cocínalas 7 minutos más.
  • Sartén: Escoge la sartén más pequeña, de esta forma, necesitarás menos aceite. Utiliza un aceite suave para que el sabor final no sea muy fuerte.

 ¿Por qué se rompen las croquetas al freír?

Seguro que alguna vez te has hecho esta pregunta y es que da mucha rabia que las croquetas se abran y se rompan cuando las fríes. ¿Quieres saber por qué pasa? Pues tiene que ver con la temperatura del aceite que no es suficientemente alta. Así que ya lo sabes, para freír correctamente las croquetas el aceite debe estar a temperatura elevada. Lo ideal es que esté entre 175 y 180 grados.

¿Cuánto tiempo hay que calentar el aceite para freír?

Si no tienes muy claro cuándo el aceite está caliente puedes hacer una cosa: coge un poquito de rebozado, o pan rallado y échalo dentro de la sartén. Si empiezan a salir burbujitas alrededor del pan y este sube a la superficie, ¡tienes el aceite listo para freír!

 ¿Qué país inventó las croquetas?

Aunque en nuestro país las croquetas están muy arraigadas, fue un invento francés. Su nombre procede del verbo francés croquer, que significa crujir y de la variante en femenino y diminutivo croquete, que se podría traducir como algo así como ‘crujientita’. De todos modos, no está claro el año de su invención, ni tampoco de cuándo llegó a España.

Lo que sí que tenemos claro es que hoy día en nuestro país las croquetas están en todas partes: de pollo, de carn d’olla, de jamón, de setas, de espinacas hasta de gambas, queso con cebolla pochada, tinta de calamar y es que existen sabores para todos los paladares.

En tu tienda Ametller Origen habitual y en la tienda online puedes encontrar una gran variedad de croquetas elaboradas artesanalmente. Asimismo, también puedes disfrutar de las mejores croquetas elaboradas por el chef Nandu Jubany.


Los beneficios de comer judías verdes

¿Sabías que las vainas de las judías verdes normalmente miden entre 10 y 13 cm de largo? Además, estas vainas pueden ser planas o redondeadas y de diferentes colores, verdes, moradas, jaspeadas de rosa, amarillas, aunque en la mayoría de los casos son de color verde. Curioso, ¿verdad? Si quieres saber más cosas sobre esta hortaliza de la familia de las leguminosas, ¡no puedes perderte el siguiente post!

Principales beneficios de las judías verdes

Esta hortaliza destaca por ser una fuente de vitamina C, un potente antioxidante, folatos, unos componentes presentes en la mayoría de verduras y hortalizas de color verde intenso y que contribuyen a la formación normal de las células y betacarotenos, que también actúan como antioxidante. Asimismo, y con respecto a los minerales, las judías verdes destacan por ser fuente de yodo, dentro del grupo de los vegetales: se calcula que una ración de judías verdes equivale al 42% de las ingestas recomendadas al día para un hombre y el 53% para una mujer.

Además, contienen pequeñas cantidades de compuestos polifenolicos, unos pigmentos que también destacan por su función antioxidante. Finalmente, como la mayoría de frutas, verduras y hortalizas contiene una cantidad importante de fibra.

En resumen, podemos afirmar que las judías verdes son un alimento que, gracias a todos sus beneficios, ayuda a nuestras células a mantenerse jóvenes y sanas. ¡Así que ya lo sabes, a comer judías verdes!

Ideales a cualquier época del año

Si bien es cierto que la forma más habitual de comer judía verde es hervida con patata, esta hortaliza es mucho más versátil; es más, puede ser ideal también en temporadas más calurosas.

Así pues, puedes probar otras recetas, como unas judías salteadas con un poco de jamón y un toque de ajo, o una crema o puré calentito de judías o un gratinado de judías verdes. Cuando haga más calor, puedes preparar ensaladas frías con judías o un nido de judías verdes con tomate y atún o unos rollitos con salmón ahumado. ¿Parece mentira que una verdura dé para tanto, verdad?

Eso sí, siempre que consumas judías, asegúrate de que sean bien frescas y tiernas. Y te preguntarás, ¿cómo lo puedo saber? Pues es bien fácil: coge la vaina y con las manos pártela por la mitad. Si se rompe fácilmente y oyes un ruido como ‘crec’, ¡están perfectas!

Ahora que ya sabes por qué son tan buenas y sanas las judías verdes y todo su potencial en la cocina, no lo dudes: incorpóralas en tu dieta y disfrútalas. Encuentra las judías más frescas y tiernas en tu tienda habitual Ametller Origen y en la tienda online.


granada

¿Cómo pelar una granada fácilmente?

Si eres fan de la granada, pero tardas tres horas en pelarla, ¡este post es para ti! Te contamos una manera sencilla y súper rápida de desgranarla. Ya no tienes excusa para no comer esta fruta tan buena y nutritiva típica del otoño.

 3 pasos para desgranar una granada

Solamente necesitas tres cosas: la granada, un bol y un utensilio de madera. Verás qué fácil es pelarla. Sigue los siguientes pasos:

  • Parte la granada por la mitad
  • Coge una mitad, gírala y dale golpes con una cuchara u otro utensilio para que los granos caigan dentro del bol
  • Coge la otra mitad y repite el paso anterior

Cintet te enseña cómo hacerlo en este vídeo

4 beneficios de la granada

Las semillas de la granada están rellenas de pulpa roja y son muy jugosas. Asimismo, esta fruta tiene muchos beneficios. A continuación te los contamos:

  • Potasio: destaca su elevada cantidad de potasio, que ayuda al funcionamiento normal de los músculos.
  • Vitamina C: un potente antioxidante que retarda el envejecimiento de las células.
  • Vitaminas del grupo B: ayudan al funcionamiento correcto del sistema inmune
  • Flavonoides: antioxidantes y antiinflamatorios.

¿Qué recetas puedes preparar con granada?

La forma más habitual de comer la granada es de postre, con un poco de zumo de naranja, o sola. De todos modos, esta fruta es mucho más versátil, así que toma nota de estas ideas:

  • Zumo: ¿has probado el zumo de granada? ¡Ya verás qué bueno!
  • Para las ensaladas: ¿has probado de añadir unos granitos de granada en tus ensaladas? Le darán un toque dulce y crujiente a tus platos.
  • Pasteles y magdalenas: decora tus dulces con granada, ¡para chuparse los dedos!
  • Aperitivo gourmet: coge una tostadita, ponle un poco de queso feta o queso de cabra y añádele por encima un poco de granada.
  • Cremas de verduras: decora tus cremas de zanahoria, calabaza, calabacín con unos granos de granada.

 ¿Cómo conservar esta fruta una vez abierta?

Si has desgranado la granada y te sobran algunos granos, ¡no te preocupes! puedes guardarla dentro de un recipiente hermético en la nevera. De esta forma la podrás disfrutar en otro momento, eso sí, no deberías dejarla más de una semana. Por otro lado, para conservar la granada recién comprada, la puedes almacenar fuera de la nevera a temperatura ambiente durante, aproximadamente, tres semanas. Su gruesa piel evita que madure rápidamente y ayuda a conservarla mucho mejor.

 Ahora que ya sabes cómo pelar fácilmente la granada, disfrútala en toda su esplendor. En Ametller Origen puedes encontrar las mejores granadas.


Las mejores formas de cocinar las setas

¡Ahora sí! Por fin ha llegado uno de los productos estrella de la temporada: las setas. Rebozuelos, níscalos, trompetas amarillas, senderuelas y otras variedades igual de deliciosas. ¿Quieres saber cuál es la mejor forma de cocinar las setas? En el siguiente artículo te lo contamos, así como las mejores recetas que puedes preparar con esta delicia de otoño. ¡Vamos!

Dos formas ideales de preparar las setas

Sin ninguna duda, la mejor forma de cocinar esta hortaliza es a la sartén o a la plancha, con un buen chorrito de aceite y un poco de ajo y perejil. Esta receta sencillísima es de las mejores y de las más sabrosas. De todos modos, existen otras formas de cocinarlos, como por ejemplo al horno: precalienta el horno a 180º y cocínalos entre unos 10 y 15 minutos. ¡Listos para disfrutarlos!

¿Qué recetas puedo preparar con setas?

Si bien es cierto que las setas son un genial acompañante para la carne o el pescado, también son ideales para ser las protagonistas del plato. Y es que existe un sinfín de opciones para que puedas disfrutar de las setas: desde una pizza, una quiche, unas empanadillas, polenta o una sopa o crema. Asimismo, son perfectas también en un plato de pasta, en una tortilla o en un revuelto de espárragos. Si eres de los más atrevidos, ¡te proponemos un delicioso paté de setas!

¡Descubre en nuestro recetario los mejores platos para disfrutar de las setas!

 Ahora que ya sabes cómo cocinarlas y algunas recetas que puedes preparar, debes saber que estamos ante un vegetal muy saludable: es bajo en calorías, rico en fibra así como en minerales, especialmente potasio y hierro, y vitaminas, sobre todo provitamina A, D y algunas vitaminas del grupo B.

No dudes en incorporar las setas en tu día a día. Encuentra las mejores variedades en tu tienda habitual Ametller Origen y en la tienda online.


¿Cómo pelar guisantes fácilmente?

Los guisantes son uno de los productos estrella de la temporada, además son uno de los alimentos más completos y básicos de una dieta saludable y ofrecen una amplia gama de posibilidades culinarias. De todas formas, a veces, nos puede dar pereza pelarlos; por eso, a continuación te explicamos cómo hacerlo de manera fácil y rápida, sin complicaciones. ¡Toma nota!

 Cómo pelar guisantes en 5 pasos:

  1. El primer paso es seleccionar los guisantes más frescos y tiernos, aquellos que tienen la vaina brillante y están llenos.
  2. El segundo paso consiste en retirar las vainas para pelar los guisantes de forma manual: puedes hacerlo pulsando suavemente a lo largo de la vaina para abrir y quitar los guisantes de su interior. ¡Es muy fácil y puedes pedir a los más pequeños de la casa que te ayuden!
  3. Una vez abiertas las vainas, llena un cuenco grande con agua fría y sumerge los guisantes. Es recomendable también mover suavemente el cuenco para que los guisantes choquen entre sí; esto ayudará a que las pieles externas se desprendan.
  4. El cuarto paso es colar y enjuagar bajo agua corriente para eliminar cualquier resto de piel.
  5. Por último, y si no te los quieres comer inmediatamente, sécalos bien y guárdalos en un recipiente hermético en la nevera.

Con estos simples pasos, pelar guisantes ¡será una tarea mucho más fácil y rápida!

Ahora que ya sabes cómo pelarlos fácilmente, encuentra los guisantes más frescos y tiernos en tu tienda habitual Ametller Origen y en la tienda online!


¿Cuál es el origen de los panellets?

De tamaño pequeño y forma redonda, los panellets son unos dulces típicos que se comen durante la castañada y la festividad de Todos los Santos, junto con las castañas y los boniatos. Aunque los panellets de piñones son los más típicos, a día de hoy existen diferentes variedades: de coco, de chocolate, de café, de membrillo, de fresa, de limón. ¿Cuál es tu favorita? A continuación te contamos cuál es el origen de esta tradición que reúne a grandes y pequeños alrededor de una mesa.

El origen de los panellets

El origen de este dulce no está claro, si bien es cierto que hay teorías que cuentan que se trata de un antiguo culto funerario. Coincidiendo con la festividad de Todos los Santos, la gente llevaba a la iglesia pequeños panes como ofrenda a los difuntos. Se dice que el hecho que sea un alimento de larga duración se vincula con el concepto de eternidad. Por otro lado, como la base de los panellets es la almendra, se supone que su origen es árabe.

¿Cuáles son los ingredientes básicos para elaborarlos?

La base de los panellets, sean del sabor que sean, son las almendras molidas y crudas mezcladas con un poco de patata o boniato. A esta mezcla se le añaden los huevos y el azúcar. Estos son los ingredientes básicos para preparar una buena masa de panellets. A partir de aquí, se le añade una cobertura de piñones, un poco de cacao, coco rallado, zumo de limón, un trozo de membrillo encima o un poco de café.

 Si eres fan de los panellets, pero tienes pocas habilidades en la cocina, encuentra los mejores panellets en tu tienda habitual Ametller Origen y en la tienda online. Y además este año podrás disfrutar, en exclusiva, de los mejores panellets con la receta del pastelero Oriol Balaguer. ¡Deliciosos!


calabaza

¿Cómo se puede comer una calabaza?

De pulpa anaranjada, piel gruesa y sabor dulce, la calabaza es una verdura típica de otoño e invierno. Con muchas propiedades nutricionales, la forma más habitual de consumirla es en forma de crema. Sin embargo, existen otras opciones igual de deliciosas para que puedas comer esta verdura. ¡Descúbrelas!

 5 formas de cocinar la calabaza

Sí, lo has leído bien, existen diferentes formas de preparar esta hortaliza. A continuación te explicamos las más comunes:

  • Al horno: Corta la calabaza a daditos y échale un poco de aceite de oliva virgen extra y especies. Si lo prefieres puedes poner un poco de mantequilla. Ponla entre 40 y 50 minutos al horno a una temperatura de 180º. Pínchala con un cuchillo y cuando esté blandita déjala enfriar. Cocinada de esta forma, es ideal para una ensalada o para combinar con un poco de pasta.
  • Crema: Es la forma más habitual de cocinarla y un plato perfecto ahora que llega el frío.
  • Rallada: ¿Sorprendente, verdad? Queda deliciosa rallada, como si fuera una zanahoria. Ideal para ensaladas, una tortilla o para rellenar unos raviolis.
  • Zumo: ¡no sabes lo que te pierdes! ¿Qué te parece un zumo de naranja, calabaza, zanahoria y un poco de jengibre? Cuécela unos 10 minutos y, una vez fría, mézclala con el resto de ingredientes.
  • Salteada: Igual que preparada al horno, pero en una sartén. Córtala a trocitos pequeños, de esta forma se va cocer mejor. Después te puede servir como guarnición para acompañar cualquier plato de carne o pescado.

¿Cómo se deben consumir las semillas de calabaza?

Las semillas de la calabaza son deliciosas, además de nutritivas. Puedes comértelas crudas, previamente debes secarlas, o las puedes tostar un poco en una sartén y añadirlas en las ensaladas o como topping en una crema de verduras. Estas semillas son ricas en antioxidantes y betacarotenos; así que ya lo sabes, ¡nunca más vuelvas a tirarlas!

Propiedades nutricionales de esta verdura

La calabaza tiene un bajo aporte calórico y grasas. Destaca su cantidad de vitamina C: para que te hagas una idea, una ración de calabaza cubre un 31% de las ingestas diarias recomendadas de esta vitamina en un adulto. Asimismo, también destaca su aporte en betacaronetos, unos componentes que, según algunos estudios, pueden tener beneficios en la prevención de determinados tipos de cáncer. Los betacarotenos se transforman en vitamina A cuando llegan al organismo.

Ahora que ya sabes cómo cocinar la calabaza, pon a prueba tus dotes culinarias. En tu tienda habitual Ametller Origen y en la tienda online podrás encontrar las mejores calabazas.


4 beneficios de los higos, la fruta de los filósofos

¿Sabías que a Platón y Diógenes les encantaba esta fruta? Por este motivo, los higos son conocidos como la fruta de los filósofos.  De consistencia blanda, forma redonda, ovalada o de pera con base achatada y piel fina, los higos son una de las frutas de temporada por excelencia. En el siguiente post te contamos todo lo que debes saber sobre esta fruta. ¡Allá vamos!

¿Qué beneficios tienen los higos?

  • Elevado contenido en fibra: Ayuda a mejorar el tránsito intestinal y la salud digestiva
  • Ricos en vitamina B6: Esta vitamina es importante para mantener saludable el sistema nervioso e inmunitario
  • Fuente de vitamina C: Un potente antioxidante muy bueno para la piel y los huesos
  • Fuente de minerales: Contienen potasio y calcio, muy beneficiosos para los músculos y los huesos

 ¿Cómo se deben comer los higos?

Tienes dos opciones: con piel o sin piel. ¡Sí, lo has leído bien! Puedes pelar los higos y comerte su interior o puedes lavarlos bien y comértelos con piel; eso sí, cortando el tallo antes. La piel del higo puede ser de color verde pálido, negro o morado, en función de la variedad, y su textura es muy fina y suave.

¿Cuál es la diferencia entre higo y breva?

Estamos seguros de que alguna vez te has hecho esta pregunta. Pues bien, la breva es el primer fruto de la higuera, producido anualmente a finales de primavera, y procede de las yemas de la flor que no han fructificado y se han quedado en estado latente durante el invierno. Las brevas son más grandes de tamaño en comparación con los higos, que son los frutos que se producen en la higuera en verano-otoño.

Las 2 variedades de higos más conocidas

  • Higos Cuello de Dama: Son una variedad más grande que el resto de higos y tienen una forma parecida a la pera. Destacan por su intenso dulzor y una pulpa de un color morado oscuro.
  • Higos negros: Más pequeño y con menos cuello. De sabor dulce y piel fina.

 ¿Cómo saber si un higo está maduro?

A continuación te damos dos trucos para saber cuándo un higo está maduro:

  • Vista: debe tener pequeñas grietas o arrugas en la piel
  • Tacto: al tocar la piel debe ceder

Ya sabes cómo escoger los mejores higos y los más dulces. ¡Ponlos en práctica!

Con toda la información que te hemos dado solo nos queda animarte a comer esta fruta de temporada llena de propiedades para tu salud. Puedes comer higos por la mañana, a media mañana, de postre o para merendar. Cómetelos solos, con un yogur, una tostada o encima de una tortita. Y si prefieres hacer un postre con ellos, puedes preparar un pastel de higos.

¡Encuentra los mejores higos, deliciosos, dulces y bien de precio, en tu tienda habitual Ametller Origen o en la tienda online!